NO PERMITIREMOS QUE LA LEY DE TRANSPORTE PISOTÉE DERECHOS DE TRABAJADORES DEL VOLANTE: GRACIELA ORTIZ

Los candidatos priístas al Senado, José Reyes Baeza Terrazas y Georgina Zapata Lucero, así como la abanderada a la diputación federal por el noveno distrito, Graciela Ortiz González, se reunieron con organizaciones afiliadas a la Confederación de Trabajadores de México y representantes de los sindicatos de camioneros, así como el de materialistas y acarreo de materiales, con quienes se comprometieron a revisar la Ley del Transporte Público e intervenir para evitar que transgedan los derechos de los trabajadores del volante.

Correspondió al Secretario General de la CTM, Jorge Doroteo Zapata, dar la bienvenida a los asistentes, acompañado de Adalberto Villalobos, líder de la Confederación Regional del sur de Chihuahua, así como de Roberto Aguirre, Secretario General del Sindicato de Trabajadores del Frente Único al Servicio del Volante, quien aprovechó el micrófono para solicitar a los candidatos que, de lograr el triunfo, trabajen en leyes que los beneficien, que sean justas, equitativas y que brinden certeza y protección.

Así mismo, pidió considerar la vigencia de las concesiones de taxis y transporte urbano por el riesgo existente de quedarse sin su patrimonio.

Al tomar la palabra, Graciela Ortiz aseveró que se está tratando de modificar la ley de transporte en un gobierno panista y recordó que Francisco Barrio intentó lo mismo, buscando lesionar los derechos y pisotear lo adquirido por gobernadores del PRI, como Reyes Baeza, actual candidato al Senado y por tanto, «hay que exigir que no modifiquen la ley de manera unilateral, como si ustedes no existieran», dirigiéndose a los presentes.

Ortiz González hizo el compromiso de velar por los intereses de los agremiados tal como lo ha venido haciendo desde su posición como senadora y trabajar intensamente desde el Congreso de La Unión, por el bienestar de sus familias, «como ayer, cuando fui Secretaria de Educación, cuando ocupé la Secretaría General de Gobierno, como Senadora actualmente y como próxima diputada federal», señaló.

La candidata reconoció la enorme aportación que las mujeres hacen a la vida pública y política del país y declaró que se necesitan íderes que estén dispuestos a enfrentar retos y poner el granito de arena para avanzar en la solución de problemas.

Graciela Ortiz finalizó su participación haciendo el llamado a no aceptar que la guerra sucia que surge desde el sótano de la política, afecte nuestra decisión ni el ánimo de participar.